Menu
RSS

waldo bioWaldo González López (Las Tunas, Cuba, 1946)

Poeta, ensayista crítico teatral y literario, periodista cultural. Graduado en la Escuela Nacional de Teatro (ENAT) y Licenciado en Literatura Hispanoamericana (Universidad de La Habana). Autor de 20 poemarios,  6 libros de ensayo y crítica literaria, varias antologías de poesía y teatro. Desde su arribo a Miami (2011), ha sido ponente y jurado en eventos teatrales y literarios internacionales. Merecedor de 3er. Premio de Poesía en el X Concurso “Lincoln-Martí” 2012. Colaborador de las webs: teatroenmiami.com (Miami) y Encuentro de la Cultura Cubana (España), Boletín de la Academia Norteamericana de la Lengua Española (New York), y los blogs OtroLunes (Alemania), Palabra Abierta (California), Gaspar. El Lugareño, y el diario digital El Correo de Cuba (ambos en Miami).

viejaschochas20tresPor Waldo González López - www.TeatroenMiami.com 

Foto: Miguel Pascual

En La Casa del TÉatro, el pasado domingo el público disfrutó la última función de Dos viejas chochas (su título original: Lombrices), estrenada en Miami con adaptación del director y también actor puertorriqueño José Brocco, quien condujo a dos actrices y comediantes: la igualmente puertorriqueña Noris Joffre (su esposa) y la venezolana Adela Romero, también realizadora y artista plástica.

   Pieza del autor rioplatense Pablo Albarello, favorecida por numerosas críticas tras su estreno en Argentina, obtuvo en el 2004 Mención en el Concurso de Obras Inéditas del Fondo Nacional de las Artes y participó en el III Festival Nacional de Teatro de Humor, donde mereciera la Segunda Mención y formó parte del ciclo “Bis a Bis, espectáculos teatrales sin terceros en discordia”, realizado en el Centro Cultural General San Martín de Buenos Aires.

   Favorecida por numerosas críticas, todas coincidentes en su principal atributo —rasgo favorito del crítico—, calificador del texto signado por tal condición, cuyo mejor representante es el clásico cineasta hispano Luis Buñuel, quizás su mejor «hacedor» en la lengua: el humor negro.

   El humor negro cuestiona situaciones sociales que, bien serias, se  elaboran con la sátira, lo tragicómico y lo burlesco. Su asunto recurrente es la muerte y todo lo relacionado con ella. Asimismo denominado “Humor de patíbulo”, suele utilizarse en situaciones trágicas que, por lo excesivo de sus situaciones, causa risa. Los mejores ejemplos son los clásicos velorios cubanos, donde los amigos del fallecido hacen chistes, se burlan de las “lloronas” o “plañideras” y hasta beben ron, como festejando la partida del amigo.


EL TEMA 

La pieza aborda la historia de Martirio y Consuelo, ancianas recluidas en un edificio, donde habitan un mundo de delirios y nostalgias por un pasado apenas recordado y confundido.

   La realidad exterior solo es escuchada, pues ellas viven en su enajenada (i)rrealidad pasatista: el edificio se incendia, es evacuado, el fuego sofocado; pero ellas no tienen por qué saberlo.

   Entre contactos con el más allá y la confesión de un amor prohibido, viven volcadas al juego macabro de asesinarse, adoptando y adaptando los argumentos de célebres filmes de Hollywood, como, entre muchos otros, la icónica cinta Resplandor (The Shining), con la extraordinaria interpretación de Jack Nicholson.

   Consuelo y Martirio ¿viven? situaciones irreales, tan absurdas como a veces resulta, inesperadamente, la propia existencia, en medio de sus frustraciones y resabios, quejas y odios: fútil vida sin alicientes ni goces para las paupérrimas ¿existencias? de dos soledades (in)encontrables, a pesar de la mutua convivencia.  

Viejaschochas202   Las ancianas se comportan de acuerdo con sus nombres: Martirio, no obstante su casamiento con el ya fallecido Rufino, disfruta su odio contra todos y todo, en particular contra su vecina y ¿amiga” Consuelo (“Marmota”, la llama), quien no todo lo ve tan negro, como Martirio, cuya madre murió en un trágico accidente, con no poco humor negro: cayó por el hueco de un ascensor. 

   Asimismo, Consuelo siempre amó a Rufino, con quien tuvo un frustrado affaire, pues al huir ambos de Martirio, solo anduvieron 7 cuadras, ya que regresaron sin siquiera hacer el amor. De todos modos, Consuelo le habla al fantasma de su amado Rufino. Incluso le dice a Martirio sobre su extinto esposo: “¡Qué ser humano inolvidable, qué persona íntegra!”

   Al texto el director le añadió nombres locales, con el fin de provocar mayor humor en los espectadores miamenses. De tal suerte, las actrices mencionan ciudades (Hialeah), hospitales (Jackson), emisoras (107.5), televisoras (América TV), programas (el de Jaime Baily) y concursos (Belleza Latina).

   Entre otros momentos de delicioso humor, resalta el frustráneo intento de Consuelo, que a petición de Martirio, intenta electrocutarla, acción que al final de la obra logra Consuelo, quien toma arsénico, tras la muerte de Martirio.


DE LA PUESTA Y LAS ACTUACIONES

Sencilla, como suelen ser hoy las puestas en Miami y no pocos países latinoamericanos (acorde de las magras economías y el poco o nulo apoyo al teatro y al arte en general, por parte de los gobiernos locales), en el escenario de la sala 1 (el Café Cantante), de La Casa del TÉatro, fueron ubicados los estrictos elementos requeridos, apoyados en un también sencillo diseño de luces: lo suficiente en la puesta, cuya acción descansa en las interpretaciones.

   Las actrices, de mediana edad, requirieron de maquillaje y pelucas apoyar las caracterizaciones en sus desempeños de las ancianas, con momentos más certeros, acordes con el texto, al que aportan intenciones, gestualidades y vis cómica.

   En suma, gracias al estreno de Viejas chochas, el público miamense pudo conocer a un hábil dramaturgo argentino y una de sus válidas  piezas, provistas del siempre apetecible humor negro, característica no común en el teatro que suele presentarse en Miami. Y aquí radica otro mérito de la puesta dirigida por José Brocco e interpretada por Noris Joffre y Adela Romero que esperamos regrese a algún escenario de la ciudad.

Libros en AMAZON.COM - TEATRO

Ultimas Noticias

Noticias de Miami

Noticias Culturales

Síguenos