Menu
RSS

waldo bioWaldo González López (Las Tunas, Cuba, 1946)

Poeta, ensayista crítico teatral y literario, periodista cultural. Graduado en la Escuela Nacional de Teatro (ENAT) y Licenciado en Literatura Hispanoamericana (Universidad de La Habana). Autor de 20 poemarios,  6 libros de ensayo y crítica literaria, varias antologías de poesía y teatro. Desde su arribo a Miami (2011), ha sido ponente y jurado en eventos teatrales y literarios internacionales. Merecedor de 3er. Premio de Poesía en el X Concurso “Lincoln-Martí” 2012. Colaborador de las webs: teatroenmiami.com (Miami) y Encuentro de la Cultura Cubana (España), Boletín de la Academia Norteamericana de la Lengua Española (New York), y los blogs OtroLunes (Alemania), Palabra Abierta (California), Gaspar. El Lugareño, y el diario digital El Correo de Cuba (ambos en Miami).

IV Festival de obras de Pequeño Formato 2014: un promisorio futuro

Teresa panza regueiro-1Por Waldo González López - www.TeatroenMiami.com 

Fotos: Ulises Regueiro y Alfredo Armas

Integrante del jurado en la primera jornada del evento, creado en el 2012 por el dramaturgo y director Yoshvani Medina en su compañía ArtSpoken, el crítico había planeado visionar todas las obras programadas en esta cuarta edición; mas, por inesperados azares concurrentes, solo pudo disfrutar las presentadas en la primera semana y, en la antepenúltima noche de la tercera y última semana, dos piezas que resultarían las más laureadas: El jueguito y Teresa Panza.

   La primera es un sugerente divertimento de Yoshvani Medina que recrea los primeros afanes del homo ludens: el hombre que juega desde la infancia, en tanto la puesta retoma esos estadios de la adolescencia, a partir del tema de dos amantes y sus traiciones y enredos, como pareja/dispareja por su tedio y desamor.

   Con continuos movimientos titiriteros, evocadores de los recurrentes soldados de plomo tan comunes entre los “locos bajitos” de todas las épocas y geografías, este juego escénico —cuyo dinamismo acude asimismo al juego de “La Silla”, tan popular entre los adolescentes cubanos de otras épocas—, logra que el ritmo no decaiga durante su primer acto, si bien deviene algo extenso por su innecesaria división en dos jornadas que lo prolongan.

Read more: IV Festival de obras de Pequeño Formato 2014: un promisorio futuro

Con Silvia de Esteban, en Teatro 8

wgl-07-1Por Waldo González López - www.TeatroenMiami.com 

Fotos: Alfredo Armas

El pasado jueves fue el estreno, en Teatro 8, del show Una noche con Silvia, “un espectáculo de cabaret, muy sexy”, tal se anunciara el muy representado Stand Up Comedy en Tenerife y en Madrid por la actriz Silvia de Esteban, quien debutó en Miami solo un año atrás y, tal un vademécum artístico, recreó ese feliz momento en el concurrido coliseo de la célebre calle.  

 

   En su aplaudido performance, la intérprete —dotada del mágico “duende”, al que escribiera su clásico ensayo Federico García Lorca— corroboró su carisma,simpatía y aptitud/actitud de vedette, ese difícil ángel tripartito que a ella desciende y toma la escena, llenándola con su aliento grácil y vibrátil.  

 

   Con monólogos creados por ella, canciones de célebres musicales y su inédita capacidad de improvisar, Silvia conmina a participar/disfrutar/gozar a sus espectadores, enrolados en su juego escénico, cuyo ritmo nunca decae, con lo que logra un plausible divertimento, subrayado por la soltura y el desenfado, virtudes no comunes entre muchos intérpretes.

 

   Silvia canta, cuenta supuestas anécdotas e historias personales y cuenta con la inmediata reacción del entusiasta público, que reconoce en ella a una actriz de valía y, por fin,encanta con su unipersonal.

Read more: Con Silvia de Esteban, en Teatro 8

Con Saulo García, en «La peña del humor»

wgl-05-01Por Waldo González López – www.TeatroenMiami.com

 

En varios estrenos o reposiciones he disfrutado el delicioso arte (son)riente de este comediante fuera de serie.

   Sí, tal es el colombiano Saulo García quien, premiado con varios de los más codiciados lauros por su comicidad, no por ello ha perdido su incambiable bonhomía, que le reporta la simpatía de tantos, de muchos, de todos los que descubren y prefieren su ars ridendi.

   Por su calidad, el jurado del 1er. Festival de Obras de Pequeño Formato en 2012 (integrado por la prestigiosa actriz Ana Viña, el director de la revista Caritate Baltasar Santiago Martín y este redactor) le otorgó el merecido Premio en la categoría de humor.

   Y para su primer Stand Up Comedy en el Teatro Trail —centro del mejor humor en Miami—, el sencillo artista incorporó dos textos míos al programa de mano.   

Read more: Con Saulo García, en «La peña del humor»

IV Festival de obras de pequeño formato. Primera semana

orquesta senoritas 04Por Waldo González López - www.TeatroenMiami.com 

En los inicios de noviembre, casi en vísperas de 2015, aconteció la cuarta edición del evento (realizado por Yoshvani Medina y su compañía ArtSpoken) que, desde su agradable aparición en 2012, con sus altas y bajas, enriqueciéndolo, ha aportado su innegable cuota al panorama escénico miamense.

   Esta ocasión, diversas compañías, directores y actores del ámbito hispanoamericano, entre el miércoles 29 de octubre y el 16 de noviembre, aportaron 18 piezas en 20 funciones, 13 estrenos locales y 8 extranjeros (Ciudad México, Mérida, Campeche, Cancún, Quito y La Habana).

   Echemos un vistazo al programa de esta primera semana:

 

Orquesta de señoritas

Del reconocido Jean Anouilh, abrió la programación la puesta homónima de Yoshvani Medina, quien transformó la comedia del autor galo en “varietés”, para abordar fragmentos de las frustráneas existencias de las integrantes de la orquesta que, dirigida por la Sra. Hortensia, toca en un bar de tercera.

   Como en tantos ámbitos del planeta, las seis profesionales están atrapadas entre las rejas de frustración, soledad y desengaño amoroso y, entre las féminas, un pianista completa la agrupación, ganado por sus pasiones inconfesas: dos amantes en la orquesta y el necesario talento de ejecutante requerido por la directora.

   Suerte de divertimento musical, Medina moldeó el tema —apoyado por géneros y ritmos actuales (bolero, balada, rap, música grupera…, en las voces de las actrices— centrado en el eros y el doble sentido, distintivos en la puesta de tono humorístico con desempeños actorales cercanos a lo farsesco/grotesco.

   El breve espacio de la sala, dificultado por los complicados niveles de los bloques, con las consiguientes subidas y bajadas de los intérpretes, afectó la puesta, pues requerían mayor amplitud por los movimientos requeridos; y ello, sin duda, conspiró contra el resultado general, al margen del peligro de accidentes que entrañó para los actores las asiduas acciones físicas.          

   En el elenco, donde destacaron Maritza Lezcano, Alma Itzel, Alicita Lora, Manuel Sevilla y Any Rose, también intervinieron Beida Hidalgo y Jocelyn Lovos, quienes contaron con el apoyo del dramaturgo Jorge Carrigan (asistencia de dirección), Carlos Artime (escenografía), Ángel Lucena (vestuario), Tonit Mir (asesoría musical), Jaime Morán (coreografías), George Riverón (afiche) y Yenilén Mola (asistencia de producción).

   De cualquier modo, se trata de un válido esfuerzo en provecho del desarrollo del teatro musical en Miami, donde desde meses atrás ya lo hace con eficiencia Belkis Proenza en La Casa del TÉatro.

 

el malentendido-04El malentendido

Aliado al pensamiento existencialista —con su colega Jean-Paul Sartre, dueto esencial de pensadores de tal corriente filosófica—, Albert Camus (nacido en la argelina ciudad de Orán, 1912 y fallecido en la villa francesa de Villeblevin, 1960), es, sin duda, uno de los más relevantes autores de la Europa de posguerra.

    Además de notable dramaturgo, fue un destacado narrador y ensayista. Estudió en África del Norte y laboró en distintas actividades hasta llegar al periodismo, en el que fue redactor-Jefe del diario Le Soir Républicain en su natal Argelia y, más tarde, durante la Resistencia Francesa, director del diario Combat. Asimismo, asesor de la célebre editorial Gallimard, con su excelente novela El extranjero (1947), dimensionó la fama que le mereciera el Premio Nobel en 1957.

   Tambiénautor las piezas Calígula (1944), Estado de sitio (1948), Los justos (1950) y Los posesos (1959), El malentendido (1944) es una de las más célebres obras de Camus, quien, guiado por su talento y honda sensibilidad, concentraría su producción en «La condición humana» —tal titulara su contemporáneo André Malraux su novela de 1933, laureada con el cotizado Premio Goncourt de ese año.

   Las piezas camusinas resultan un medio eficaz para desplegar su ideario. Acorde con este, su producción total fue el registro idóneo para el desarrollo de conflictos ideológicos y éticos con sus personajes veraces y situaciones límite.

   Por ello, en esta obra, escrita durante la ocupación alemana en Francia, un destino no sólo ciego, sino también voluntariamente cruel, convierte en criminales a seres inocentes.

   A propósito del tema abordado en El malentendido y su adoptado/adaptado pensamiento, el pensador argentino Vicente Fatone (Buenos Aires 1903-1962), subrayaría en su más relevante obra El existencialismo y la libertad creadora (1948):

Toda la existencia es una elección constante; pero no es sólo elección la elección consciente y deliberada; nuestros impulsos más secretos, nuestras tendencias más oscuras, son, también, elección. El hombre, ser que se crea a sí mismo, se crea eligiéndose y eligiendo sus posibles; si no los eligiese, no se crearía a sí mismo, y sería creado por los posibles que actuarían sobre él desde fuera. Elegimos todo lo que somos, y somos eso que elegimos; y eso que elegimos lo elegimos creándolo, no escogiéndolo dentro de un juego ya dado de posibles. Conocer el concepto de libertad en el marco del existencialismo es entender que sólo el hombre es libre, sólo el hombre elige, sólo el hombre es un ser deficiente, incumplido e imperfecto.

  

   La trama de El malentendido, aborda la relación de La Madre y La Hija que, dueñas de un pequeño hotel, asesinan a los huéspedes para robarles su dinero. El hijo y hermano se marchó y, tras veinte años, regresa al reencuentro con su familia y se hospeda en el hotel, pero ambas no lo reconocen.

   Con la siempre sugerente música del argentino universal Astor Piazzola —quien de niño participara en el filme gardeliano El día que me quieras y de joven fuera discípulo de la mítica Nadia Boulanger—, pero no con “Los ejes de mi carreta” por su localismo sureño, la puesta se distingue por la carga simbólica aplicada por el recordado Camus a esta y otras de sus obras literarias (El extranjero) y ensayísticas (El hombre rebelde).    

    (Justamente El hombre rebelde ha sido definida como una exploración del mundo moderno desde la Revolución francesa hasta la Revolución rusa, pasando por el marqués de Sade, Marx, el anarquismo, Nietzsche, los nihilistas, el terrorismo y el surrealismo, en fin: “una hipótesis que explica, en parte, la dirección y, casi por entero, la desmesura de nuestro tiempo").   

   Acorde con este libro y la proyección de su pensamiento, en El malentendido se escuchan frases definitorias de su filosofía, como, entre otras: “A cierta edad no hay patria” y “Matar es terriblemente fatigoso”, expresadas por La Madre y La Hija, quien sufre el desamor de su progenitora hacia ella.     

   Asimismo, El Huésped/Hijo/Hermano, ¿acaso ignorando su próxima muerte?, pide: “Una taza de té para retener al viajero”. Y añade, como presumiendo su inmediato porvenir: “Todo es absurdo. ¿Qué estoy haciendo aquí?”

   Quizás sabedora del fatum, tal el destino vaticinado a ella y su madre, profiere la agreste, seca e infértil Hija/Hermana: “La libertad nos espera al final de esta noche”.   

   Todo y más en la pieza francesa y en la puesta, a la que, sin embargo, afecta un aspecto: la reiteración de la línea estética asumida, como un estilo, en sus estrenos; mas, en esta ocasión, daña el requerido ritmo, por ralentizarlo con intercambios de objetos: la mesa que, tal fuerza opuesta/adversaria/antípoda, es trasegada por los actores de un lugar a otro de la pequeña sala de ArtSpoken.        

   Subrayo, eso sí, el índice actoral, en particular por los desempeños de las noveles Yenilén Mola (La Hija) y Letty Carmona (La Cuñada) y la experimentada Alicita Lora (La Madre), quienes alcanzan altos momentos por su organicidad y consecuente cadena de acciones desarrolladas en particular por la primera, quien logra aquí un innegable destaque en su debut escénico, por el que, desde ahora, merece seguirle la pista.  

 

dictados-web-13Los dictados del fuego

El reprimido amor lésbico es tema y conflicto de esta otra puesta de Yoshvani Medina quien, a partir de la excelente pieza del cubano Ulises Cala (cuyas piezas son estrenadas en Miami, desde años atrás, por el director y autor), mete baza hasta el mismo fondo de la temática: la avasalladora relación y el febril deseo de la Madre Superiora por la bella y talentosa Juana de Asbaje.

   Estudiada/analizada con máximo rigor en sendos ensayos por dos figuras de la talla de los también poetas: la cubana Mirta Aguirre (Del encausto a la sangre) y el mexicano Octavio Paz (Las trampas de la razón), la Monja Poetisa con sus asombrosos versos, prolongó/trascendió su tiempo dominado por los poetas de los Siglos de Oro.

   Sin embargo, ella se alineó con los mayores (Quevedo, Góngora, Fray Luis de León…), en virtud de la altísima calidad de sus poemas, por los que, gracias a su legado de actualidad (sus décimas poseen una contemporaneidad asombrosa) es asumida por diversos creadores, tal se corrobora en numerosos asedios contemporáneos a su obra en distintos géneros: cine, ensayo, narrativa, teatro y, por supuesto, poesía.  

   Desde el inicio de la puesta, con la erótica y sugerente danza de velos las actrices ya prefiguran el tema y devenir de la pieza. La Madre Superiora, deseosa, apasionada, con voz trémula, le dirá a la joven/hermosa monja: “Te amo. No te pareces a la inocencia.”       

   En el sórdido claroscuro del monasterio se ¿acunara/realizará? el amor/deseo de la Madre Superiora por la ansiada joven, que defiende sus «versos de fe», a despecho de la desesperada anciana que la acosa y acusa por su frustración ante la posible posesión de su hermoso cuerpo. “El tiempo se tragará las trampas y las victimas”, sentencia Sor Juana

   Envueltas entre luces y sombras, ambas pecadoras del “sucio”, reprimido amor, hablan/aman en pasado/presente, describiendo la cerrada vida monacal y sus llagas de frustraciones cotidianas y pecados cometidos, so pena del Tribunal de Dios, al que pide perdón la Madre Superiora por los pecados cometidos.  

   Son, sin duda, excelentes los desempeños de las actrices. En primer lugar, es relevante el de la también directora y artista plástica venezolana Adela Romero, quien con su personaje, logra una plausible actuación, por sus cambios de tesituras vocales e interpretativas, acciones físicas, pausas y plena organicidad, por los que alcanza un momento significativo en su carrera.

   En cuanto a la deslumbrante Scarlet Gruber —quien debuta con brillo en la escena miamense—, su meritoria actuación le abre su promisorio presente/futuro en las tablas locales.

   Por su parte, Medina nos entrega una valiosa puesta que no solo descuella en el evento, sino incluso entre las numerosas direcciones artísticas vistas por el crítico, gracias a su mesura en la realización, como en los necesarios complementos técnicos: válido diseño de luces (con decisivos cenitales) y el hábil empleo de temas clásicos, enriquecen este hermoso espectáculo de poesía oral y dramática, suerte de homenaje a la grande poetisa mexicana, hoy aún más viva, tras varios siglos de su desaparición solo física.  

   Durante su primera semana, el IV Festival de Obras de Pequeño Formato logró ponerse en sintonía con la temperatura escénica miamense, por sus estrenos y reposiciones que enriquecen el panorama general de la cada vez más prometedoras tablas de la Ciudad.   

La sangre de la destruida Cuba

Sangre-12Por Waldo González López – www.TeatroenMiami.com

La puesta de Sangre —drama cubano de Yunior García, dirigido por Erom Jimmy— es la más reciente propuesta de La Casa del TÉatro.

   El primer atractivo de la obra reside en su actualidad, pues su temática aborda, con honesto y hondo criticismo, temas hoy presentes en la desesperanzada vida cubana bajo el fracasado socialismo.

   Para decirlo con dos definiciones del propio director: “Es una radiografía de la sociedad cubana actual”; “Es de una actualidad inminente que no vamos a encontrar en otros textos estrenados en Miami”, según confesara al colegamigo Max Barbosa en entrevista publicada en teatroenmiami.com.

   Acorde con ello, en Sangre asistimos a una Cuba destruida, sangrante, sin futuro, por el empecinamiento del Castro menor (“que no es lo mismo, pero es igual”, por emplear un ¿verso? del trovador-vocero del régimen).      

   En consecuencia, confrontamos la (i)rrealidad de un (sub)país (des)dirigido por la gerontocracia comunista que ansiosamente busca dónde dirigir sus inútiles esfuerzos por mantenerse en el poder, sin abandonar su fracasado “proyecto”.    

Read more: La sangre de la destruida Cuba

Libros en AMAZON.COM - Teatro cubano de Miami

En Teatro cubano de Miami, Luis de la Paz reúne siete piezas, escritas por dramaturgos de la ciudad. Una selección que incluye cuatro generaciones: con temáticas afines a la realidad inmediata, las circunstancias históricas, y temas trascendentales como el amor, el egoísmo, la relación entre conocimiento y angustia, entre ignorancia y felicidad. El desarraigo es otro argumento clave en algunas piezas presentes en esta antología. Aún cuando una pieza teatral llega a concluirse con su puesta en escena, su nacimiento es la palabra escrita sobre el papel. Las emociones, movimientos, vestuario, escenografía, y parlamentos recogidos en el texto son imprescindibles para la confluencia entre la literatura dramática y su representación posterior. Dejar un legado para futuros estudiosos del teatro, y lograr a su vez llegar al lector receptivo, al director que apueste por una obra de valor, son aciertos que acompañan a este libro. Un valioso aporte al arte dramático escrito por cubanos de Miami.

VISITE AMAZON.COM PARA MÁS INFORMACIÓN

Libros en AMAZON.COM - Tres dramaturgos, tres generaciones

 "Dar a conocer al lector, tres magníficas piezas teatrales, escritas por cubanos que viven en Miami. Incluir entrevistas y críticas de mi autoría que han salido en publicaciones dispersas sobre estos tres autores, permitiendo analizar el vínculo indisoluble de su vida y su formación, con su obra posterior. Eso pretendo con Tres dramaturgos, tres generaciones". 

VISITE AMAZON.COM PARA MÁS INFORMACIÓN

Ultimas Noticias

Noticias de Miami

Noticias Culturales

Síguenos